Experiencia de marca: Ejemplo Dove

Dove quiso demostrar a algunas mujeres lo hermosas que ellas son. Y para ello realizó un experimento social en donde les pido a cada mujer que se describirá para que un artista forense la pudiera dibujar.

Luego se le pido a una segunda persona que escribirá a la mujer que había pasado con el artista forense y los resultados fueron sorprendentes. Siendo así que Dove demostró a este grupo de mujeres ellas son más hermosas de lo que piensan.

A través de esta experiencia, la marca confirma una vez más su interés en recordar a sus clientas lo hermosas que ellas son. Algo que desde luego hace que ellas sigan prefiriendo la marca. Nos detendremos un momento del video y nos pondremos analizar la estrategia que Dove está aplicando.

Lo que vemos es una marca en su etapa de madurez y su objetivo de pasar de dar un valor de marca, como siempre lo fue su eslogan: “No es un jabón, es una barra de belleza”, a proporcionar a su segmento lo que llamamos experiencia de marca. Una marca pasa de ser recordada a ser preferida, basada en un atributo de valor. La postura de Dove va más allá y ofrece experiencias que la asocien a la belleza y a romper paradigmas.

¿Cual es el resultado de este tipo de comunicación? Las ventas claro está, pero si vamos un poco más a detalle, lo que genera Dove es que su marca no se asocie sólo a un producto, sino a un intangible como lo es un sentimiento de aceptación y belleza. Todos podemos generar valor a nuestras marcas. No es un tema de presupuesto, sino de pequeñas acciones que generen un diferenciador, por el cual nos recuerden y asocien, como el servicio al cliente, honestidad, transparencia, etc.

¿Qué opinas?

Top