La planeación empresarial no pelea con nadie

La planeación es una herramienta poderosa de diagnóstico, análisis, reflexión y toma de decisiones, acerca de la situación actual y el camino que una organización debe recorrer en el futuro. Cuando me refiero a que “no pelea con nadie”, es que no deberías de dejarla a un lado sólo por ser creativo, practico o porque creas que la planeación es trabajo de empresas muy grandes o que facturan mucho. Ser organizado y estructurado en tus procesos puede ser de cierta manera tediosa o tomar un tiempo extra de tu rol de gerente, accionista, operario y vendedor, pero algo es seguro: Tu futuro “YO” estará muy agradecido.

Trazar una meta, un plan de acción o el enfoque empresarial que le darás a tu proyecto puede ahorrarte tiempo y recursos. Se que no hay tiempo que desperdiciar porque hay tantas cosas por hacer, pero toma una fracción de tu tiempo en el dia, semana o mes para trazar una ruta de trabajo. Esto te dará un enfoque para no desperdiciar tiempo futuro en actividades que no traigan beneficio.

Se dice que el mejor gerente es el que parece que no hace nada. Porque su trabajo fue planificar previamente sus objetivos y planes de acción.

La planeación no es mas que un proceso por el cual se determina los propósitos, objetivos generales y la forma en que se llegará a los mismos. No confundamos el ser practico con el no planificar. Podemos seguir siendo ágiles en nuestra forma de trabajar. Hazlo sencillo:

  1. Toma una hoja de papel, abre un notepad, tu agenda, lo que sea.
  2. Coloca el objetivo general a alcanzar y luego abajo coloca los objetivos especificos para llegar al general. (Recuerda que deben ser claros, medibles y alcanzables).
  3. Luego detalla cada una de las actividades que debes realizar para cumplir con cada uno de tus objetivos especificos.
  4. Al lado ponles una fecha de entrega. Se realista y admistra bien el tiempo. (No existen dias de 4o horas)
  5. Haz un checklist con todas esas actividades y luego ponte a trabajar.

Se vale equivocarse al inicio mientras te adaptas a un sencillo modelo de administración de proyectos, pero se disciplinado y si te equivocas con los tiempos, haz los ajustes en el calendario y sigamos adelante. No hay que invertir grandes cantidades de dinero en un sistema de administración de proyectos desde el inicio. Incluso existen herramientas gratuitas que te pueden ayudar, pero empieza de a poco y estructura tus ideas primero antes de entrar de lleno a algunas de las grandiosas herramientas que existen.

¿Qué opinas?

Top